Bacalao al pil-pil

El aceite debe ser de oliva, de buena calidad pero que no esté refinado. Echar aceite y dos dientes de ajo en la sartén y poner al fuego; cuando se doren los ajos se quita la sartén del fuego y se deja enfriar. En la cazuela donde se vaya a servir, se pone aceite con dos dientes de ajo y se pone la cazuela al fuego; cuando se doren los ajos, se deja enfriar.

Se colocan en la cazuela unos trozos de bacalao con la piel para arriba y se lleva al fuego lento. Estando en el fuego, habrá que moverla en todo momento. Se echa del aceite reservado una cucharada cada vez, meneando siempre la cazuela. Trascurren alrededor de 15 minutos hasta que se engorde la salsa debidamente. La salsa debe quedar espesa y blanca, con aspecto de tener harina cuando en realidad no la tiene. Durante el cocimiento se espolvorea de perejil, y guindilla si gusta.

Acciones de Documento