Cambiar a contenido. | Saltar a navegación

"Atzoko ipuiñak" de los Azpilicueta. El 11 de marzo de 1563 el Papa Pío IV trasladó la fiesta de Arrate del día de la Concepción (8 de diciembre) al 8 de septiembre.

24/03/2021
Cambio motivado porque en dicha época del año “es cuando no ocurren nieves ni fríos ni otras incomodidades semejantes”. Gregorio de Múgica, en su obra Monografía Histórica de Eibar, recoge la transcripción del Breve que el Papa Pío IV extendió autorizando el traslado al 8 de septiembre de la fiesta que en el Santuario de Arrate se celebraba el 8 de diciembre; y, más concretamente, la traducción del original que hizo el agustino Fray José María de Echezarreta, del que solo se plasma la versión en castellano, a pesar de que también vertió el texto al euskera.

Múgica dice que el original que se conservaba en el Archivo eibarrés desapareció en 1794.

Dicho “Breve” se extendió en Roma el 11 de marzo de 1563 a petición la Cofradía de la Concepción erigida en la iglesia de la Bienaventurada María de Arrate y el cambio vino motivado porque “la dicha iglesia está situada en paraje rural y en monte muy elevado, y no podríais con comodidad subir a ella a celebrar la festividad o solemnidad de semejante hermandad en el día de la Concepción (…) del mes de diciembre, por las nieves y los fríos y otras incomodidades semejantes que son propias de aquel tiempo. (…) Y si se conmutase al día de Natividad del mes de septiembre, que es cuando no ocurren nieves ni fríos (…) la dicha función de la festividad se celebraría con mayor veneración y concurso del pueblo”.

Desde aquella lejana fecha, Eibar ha celebrado la festividad de la Virgen de Arrate en septiembre y el día de la Cofradía el domingo posterior al de dicha celebración.

Acciones de Documento